martes, 25 de septiembre de 2012

Military Road!




Buenos días!!!

Sé que no tengo perdón, pero todo tiene explicación, hace semana y media que no paro. He decidido volver a estudiar, porque es algo que me encanta y creo que de vez en cuando no está mal proporcionarle estímulos a la mente. Por lo que he estado con todos los papeleos. También he de reconocer que he descubierto 50 sombras y desde entonces...jummm...casi ni duermo, jejeje!!!

Por otro lado está el tener una vida social ligeramente boyante, cosa que agradezco siempre que llega el viernes y mi novio y yo nos disponemos a pasar tiempo con toda la gente a la que queremos y nos quieren y ya se sabe, con aquello de que se acaba el verano vamos a dar el último achuchón...

Pero ya tenía ganas de dejarme caer, para enseñaros entre otras cosas, el vestido que me traje de las vacaciones del Stradivarius. Lo vi y aprovechando la indulgencia que invade a mi novio solo por estar de vacas, me lo cogí sin pensármelo. Resulta que ahora el verde botella de toda la vida, ha pasado a mejor vida. Ahora todo es verde "militar" y cuero + tachas. Yo encantada desde luego. Es un color muy favorecedor y ya sabéis que las nuevas tendencias son una inmensa llama para mantener viva nuestra pequeña alma de shopaholics. Asi que nos espero un largo camino de todo militar.

Yo ya tengo además del vestido nuevo, una camisa de uniforme de Stradivarius, aunque dude mucho entre esa y la de Blanco (que esta temporada esta que se sale con la colección de Paula Echevarría) y ya  tengo a punto mi mono verde "militar" que compré en las rebajas de principios de verano, para dejar que pise la calle.

Espero que hayáis tenido un buen inicio de semana y que lo que queda, estéis preparadas para sacar ya esas americanas divinas que han estado aguardando pacientemente al otoño y pongáis vuestros cuellos a punto, a golpe de preciosos fulares con motivos militares y de calavera.
 
 
 
 
 
 

 
Estrené el conjunto al completo yendo a una comida familiar de retorno de vacas en un restaurante del centro.
 

 
Quería ponerme mis adorados tacones aunque fuese una vez más antes de que nos invadiese el frío y aunque el contraste de color con el vestido es muy grande, me gusto mucho el resultado.
 

 
Como veis le estoy sacando mucho partido al cinturón prohibido y me alegro mucho de haber sucumbido la verdad. Las pulseras de cuero también me las compré en las vacas pensando en este vestido, pero luego les estoy dando mucho más uso.
 

 
 

 
 
Vestido Stradivarius (nueva temporada) (29,90)
 
Cinturón Zara (nueva temporada) (19,99)
 
Heels Zara Basic (29,95)
 
Inmenso Blow kiss
 

1 comentario:

  1. Que guapa y cuanto tiempo,te he echado de menos.me encanta como queda el militar con esos zapatos con tonos frutales,es perfecto. Besos guapisima.

    ResponderEliminar